La mayoría de los hornos modernos tienen una función de autolimpieza. Es una excelente alternativa a la limpieza manual que permite, gracias al alto calor y la ventilación, desprender restos de comida y grasa. Pero es posible que tu horno no disponga de esta opción. Por lo tanto, puede usar otra técnica para limpiarlo a fondo. Te lo contamos todo.

El uso frecuente del horno para preparar platos asados ​​o gratinados requiere una limpieza regular. Esta imprescindible tarea del hogar evita la acumulación de residuos, suciedad pero también la instalación de malos olores en la cocina. Esto también lo mantiene en perfectas condiciones y alarga su vida útil. Así que si no tienes un horno de pirólisis o catálisis, es muy posible que utilices otro truco de limpieza que te facilitará mucho el día a día.

¿Qué truco adoptar para sustituir la función de autolimpieza del horno?

Después de cada cocción, el horno se ensucia y obstruye. Para preparar buenos platos en las mejores condiciones higiénicas, es posible pasar por una limpieza manual. El secreto es utilizar el siguiente producto. Este último ha demostrado su eficacia y da resultados satisfactorios.

  • Use pastillas para lavavajillas para limpiar el horno

Pastillas para lavavajillas

Las pastillas para lavavajillas   tienen muchos beneficios. Su lado multiusos permite desengrasar, blanquear, desodorizar y desincrustar varias superficies de la casa. Es posible usarlo para mantener toda la casa pero también para limpiar el horno en profundidad. Para limpiar el horno,  coloque una pastilla del lavavajillas en una fuente de horno llena con un litro de agua, luego póngala en el horno. Luego ponga el horno a una temperatura de 100°C. Deja que la solución hierva antes de apagar el horno. Esto disolverá la tableta y el vapor resultante suavizará la suciedad y los residuos de comida en el horno. Una vez que el horno se haya enfriado, límpielo con un paño húmedo para eliminar toda la suciedad y los residuos de alimentos. Para un resultado impecable, puedes rociar el horno con esta solución con un atomizador y dejar reposar unos minutos antes de retirar toda la suciedad con un paño húmedo.

Otros consejos para limpiar el horno y dejarlo como nuevo

Otros consejos te permiten  limpiar y desengrasar el horno.  Al igual que la pastilla para lavavajillas, estos ingredientes naturales y accesibles hacen posible lograrlo sin esfuerzo. Aquí hay unos ejemplos.

  • Limpiar el horno con un bol de jugo de limón
Tazón de jugo de limón

Las muchas virtudes del limón están bien establecidas. Además de eliminar la suciedad de las superficies de la casa y blanquear la ropa blanca, esta última es un excelente aliado para limpiar el horno y desodorizarlo. Para empezar, humedece una esponja con jugo de limón que pasarás por todas las paredes internas del electrodoméstico sin olvidar la puerta. Dejar reposar durante 5 minutos. Al mismo tiempo, prepara un bol de jugo de limón que colocarás dentro del horno. A continuación, encienda el horno a una temperatura de 100°C durante unos treinta minutos. Al hacer esto, los residuos quemados y la suciedad de los alimentos se eliminarán más fácilmente.  Simplemente frote el interior del horno con una esponja y limpie con una toalla húmeda para completar la limpieza.

  • Desengrasar el horno con vinagre blanco

Limpiar el horno con vinagre y bicarbonato

Como era de esperar,  el vinagre blanco  también es una solución eficaz para limpiar y desengrasar el horno. Es un producto polivalente que tiene una acción desinfectante y desodorizante. Luego toma un recipiente que pueda entrar al horno y llénalo con vinagre blanco y agua hirviendo. Luego colócalo en el horno y enciéndelo a una temperatura de 100°C. Espere de 15 a 30 minutos antes de apagar el horno y dejar que se enfríe. Siguiendo este método, limpiar el horno ya no será una tarea ardua. Solo tendrás que pasar una esponja abrasiva para retirar los restos de comida. Es posible rociar el horno con bicarbonato de sodio después de haberlo rociado bien con vinagre y dejar que la magia actúe durante la noche. ¡El resultado está garantizado!

Se recomienda limpiar el horno regularmente una vez al mes adoptando los gestos correctos y los productos adecuados. También es necesaria una limpieza después de cada uso para no dejar que se obstruya.